A pesar de la inyección del Gobierno, el consumo no levantará antes de octubre

Estiman que el gasto de los hogares será 7% menor al de 2015 y que la actividad no repuntará.

Conscientes de las limitaciones que tendrán, en el comando de campaña del oficialismo diseñaron un discurso que evita referirse a la situación económica y pone el acento en la polarización. Mientras, abre pequeños paréntesis en el plan de ajuste fiscal para desplegar el paquete de medidas de “alivio” con la intención de generar la sensación de que en los meses previos a los comicios la crisis empieza a ceder. Pero los privados, desde distintas bandas del espectro económico, descartan que vaya a tener un impacto significativo.